En las próximas horas arribarán a Toluca 50 pipas de 60 mil litros gestionadas por el alcalde de la ciudad

En el transcurso de la noche de este viernes serán surtidas las primeras gasolinerías de la capital mexiquense con el combustible que trasladarán más de 50 pipas de 60 mil litros cada una que contrató el ayuntamiento de Toluca, anunció el alcalde, Juan Rodolfo Sánchez.

 

El presidente municipal indicó que, de último momento, su administración resolvió contratar mejor más de 50 unidades de 60 mil litros, en lugar de 78 de 20 mil, con la finalidad de atender con mayor agilidad la escasez de carburantes.

 

Sánchez Gómez reconoció que, al aumentar la capacidad de las pipas, también incrementará el costo de traslado, pero confió en que con el paso de los días, cuando el suministro se regularice, disminuirán también contrataciones y gastos.

 

De entrada, el traslado implicará, en promedio, 35 centavos más IVA por litro, aunque la inversión es variable porque algunas cobran menos y otras más.

 

El alcalde confió en que la propuesta de Toluca tuvo tal repercusión que también fomentó la oferta de piperos y con ello se abaratarán los costos con el paso de los días.

 

“Si iba a costar un millón de pesos diarios, puede ser que el primero y segundo día nos cueste el doble o el triple, pero es probable que se compense en los días siguientes, una vez que el abasto se regularice”, manifestó.

 

Adicionalmente, afirmó que el ayuntamiento está buscando el apoyo de la Policía Federal y el Ejército resguarden el traslado del combustible.

 

 

Aunque no detalló el mecanismo específico, adelantó que su administración buscará que la inversión sea compensada para que el recurso invertido en el traslado no se pierda, se recupere, por ejemplo, en mezcla asfáltica u otros productos que el ayuntamiento requiere para operar.

 

El munícipe confió en que para el lunes próximo la mayoría de los autos de los habitantes de la capital mexiquense dispongan ya del hidrocarburo, de manera que las actividades se regularicen.

 

Las pipas, según refirió, se encuentran ya en la estación Tula de Pemex en espera de su turno y los trámites correspondientes que implicarán al menos 7 horas. Cargarán gasolina Magna, Premium y Diésel. Después, arribarán a la estación Pemex de Toluca, desde donde se surtirá a las estaciones de servicio, de tal manera que la velocidad también dependerá de la paraestatal.

 

El alcalde aseguró que abastecer a las 78 gasolinerías de la capital mexiquense requería de 22 pipas de 60 mil litros, pero ya han sido contratadas más de 50, de tal manera que abasto sea constante.

 

De igual manera, indicó que su administración ya está contactando a los municipios conurbados afectados por el desabasto para se sumen a solventar el transporte, de la misma manera en que eventualmente solventan alguna fiesta popular.

Con información de Fernando Sapichu

Deja una respuesta