A sus 30 años PRD se desmorona en Edomex… nuevos líderes aseguran que el partido no está muerto

Bajo el argumento de que el Partido de la Revolución Democrática (PRD) no tiene su base en personas, sino en ideales, las dirigencias nacional y estatal extraordinarias minimizaron las renuncias de alcaldes y dirigentes ocurridas durante los últimos días.

 

Tras tomar protesta a Federico Aguilar García, Arturo Cruz, Rocío Guzmán, Rafael Johovany Rivera y Janette Álvarez como integrantes de la dirección estatal colegiada, Ángel Ávila, presidente nacional interino, justificó que la salida de algunos cuadros del sol azteca, como Juan Hugo de la Rosa, alcalde de Nezahualcóyotl, tuvo su origen sólo en intereses personales.

 

Confió en que un partido político no se mide por su número de militantes, sino por las ideas que abandera, de tal forma que el sol azteca sigue firme y se encuentra trabajando en la reafiliación de militantes para sortear de forma exitosa su próximo reto: las elecciones intermedias de 2021, y para que el PRD celebre otros 30 años más de vida.

 

Indicó que las puertas del partido están abiertas para recibir a quienes deseen sumarse o para que se vayan quienes no quieren estar.

 

Por su parte, Omar Ortega, quien fue ratificado como coordinador del grupo parlamentario en la Legislatura local, reconoció que el número de alcaldías de extracción perredista en la entidad pasó de 16 a 14, pues además de la dimisión del presidente municipal de Nezahualcóyotl se dio la del de Texcalyacac, quien se adhirió a Morena.

 

Por su parte, Héctor Bautista, dirigente de Alternativa Democrática Nacional (ADN), rechazó ser uno de los caciques del partido a nivel nacional y el principal en la entidad (donde su expresión detenta dos espacios en la dirigencia extraordinaria), pues las decisiones internas son democráticas y hay contrapesos porque la ideología de izquierda tiene por característica ser contestataria.

 

Las determinaciones tomadas en el partido, afirmó, siempre han sido democráticas, con base en la fortaleza de cada expresión, por lo que no se puede presumir, desde su punto de vista, algún cacicazgo.

 

Bautista López se mostró, sin embargo, reacio para asumir la firma del Pacto por México como uno de los principales errores de su instituto político; justificó que en todo caso deben analizarse las decisiones tomadas y endosó que Morena ahora cuenta con la mayoría parlamentaria para revertirlo.

 

Justificó que nunca estuvo en favor de la alianza electoral con el Partido Acción Nacional (PAN), pero indicó que asume los resultados de una determinación que también fue democrática, y que al final llevó al sol azteca a una de sus crisis más álgidas.

 

 

No descartó el riesgo de nuevas desbandadas, pues la militancia perredista se encuentra deslumbrada por Morena, pero pidió a los militantes esperar el desgaste natural del ejercicio del poder.

 

Tampoco rechazó que en este ejercicio de transformación el PRD cambie su nombre, de ser necesario.

Deja una respuesta